Van-Morrison

“Comfortably Numb” – Van Morrison a Pink Floyd. #MartesDeCover

Por @llo_rens

La semana pasada nos instalamos en los territorios de George Ivan Morrison, mejor conocido como Van Morrison. El irlandés posee una influencia musical bastante importante, a la que nos parece no se le ha reconocido de manera suficiente. A mediados de los años sesenta, y hacia la década de los setenta, fue uno de los músicos encargados de mostrar la bandera de Irlanda al mundo. Además es considerado como piedra angular para muchos proyectos que gozaron de mejor proyección mediática.

Ya pasamos por The Doors y su cover a “Gloria”, tema original de Van Morrison, luego el mismo Ivan covereó a Sly & The Family Stone. Hoy nos despedimos de George de una forma especial, es decir, ¡con un cover enorme!

Primero hablemos de la versión original:

En 1979 Pink Floyd editaba The Wall, un álbum que simplemente es de lo mejor del siglo pasado –al igual que otros tantos trabajos de la banda inglesa–. La obra retrata la catarsis creativa de Roger Waters tras un incidente en el que escupió a un fan en el público, lo cual le hizo pensar en la deshumanización que su popularidad le causaba. Ahí, entre ese muro de ladrillos blancos, se encuentra “Comfortably Numb”, una de las grandes piezas de Pink Floyd.

La letra de la canción es una de las tres del álbum en que Roger Waters y David Gilmour comparten créditos (Roger escribió los versos, mientras que David los coros). En esta partición, ya se notaba una distancia entre ambos protagonistas del grupo y que eventualmente encontró un final. El track pasará a la historia no sólo por ser uno de los más representativos de la banda o por su aparición en el filme The Wall, sino también porque fue la última canción que Waters, Gilmour, Richard Wright y Nick Mason tocaron juntos en vivo (2005).

Después de la separación de Pink Floyd, Roger Waters celebró la caída del muro de Berlín con un show especial. El 21 de julio de 1990, The Wall – Live in Berlin tuvo lugar en un punto estratégico de Berlín donde en algún momento se alzó el muro; la primer canción en sonar aquella noche fue  “Comfortably Numb”. Waters cantó las líneas principales, mientras que Van Morrison cantó las partes de Gilmour.

Esta versión en vivo sería retomada por Martin Scorsese en el 2006 para ser usada en la cinta The Departed, que meses después ganaría varios premios Oscar –sí, Leonardo DiCaprio no ganó nada–. Un año después, en 2007, Van Morrison lanzaría un álbum compilatorio llamado Van Morrison at the Movies – Soundtrack Hits, mismo que incluye la versión que entonara a lado de Roger Waters. Es difícil igualar a la original cuando se trata de una de las obras clave de la música, pero aún así pensamos que el irlandés cubrió una enorme responsabilidad de manera decorosa y salió airoso.