Tag Archives: El Plaza

Frío, negro e infinito… ¿por qué deberías ver a Nine Inch Nails en vivo?

Si aún no te decides a asistir al Corona Capital y ver a Nine Inch Nails, o si eres de aquellos desafortunados que no alcanzaron boleto para el eventazo que será NIN + The New Regime en El Plaza Condesa y le quieres echar sal a la herida, aquí te decimos las razones por las que deberías ver a la banda en su próxima visita a México, como parte de la gira Cold and Black and Infinite. En una de esas te armas una reventa.

Continue reading Frío, negro e infinito… ¿por qué deberías ver a Nine Inch Nails en vivo?

Charlamos con Jimmy Eat World tras su majestuoso regreso al país

Texto: Fernando Valencia
Foto header: Óscar Villanueva

Formados en 1993, Jimmy Eat World es una de las agrupaciones definitivas del movimiento emo estadounidense. Su historia, si bien relativamente estable, ofrece algunos pasajes muy interesantes para cualquier músico que busca una gran oportunidad.

Continue reading Charlamos con Jimmy Eat World tras su majestuoso regreso al país

Jimmy Eat World, una deuda saldada en El Plaza Condesa.

Reseña: Antonio Limón
F
otos: Óscar Villanueva Dorantes (OVD) / Cortesía

Sorprende el hecho de que una banda con la experiencia de Jimmy Eat World, solo haya tenido 2 visitas a festivales en México (Corona Capital 2015 y Hellow Festival), antes de tener una fecha en solitario. Con un total de 25 años de trayectoria y 9 de discos de estudio el 26 de agosto JEW, finalmente saldó una deuda que tenia pendiente con sus fans mexicanos en El Plaza Condesa.

Continue reading Jimmy Eat World, una deuda saldada en El Plaza Condesa.

Jimmy Eat World impregnará nostalgia durante su presentación en CDMX

Con el anuncio de la participación de Jimmy Eat World en el Hellow Festival, el cual se llevará a cabo el 25 de agosto en la Ciudad de Monterrey, Nuevo León. Detonó la petición por parte de sus seguidores en la capital y alrededores, para que se efectuara una fecha en la CDMX, esto después de su última visita en el Corona Capital 2013.

Afortunadamente dichas peticiones fueron escuchadas y el próximo 26 de agosto en El Plaza Condesa podremos disfrutar y canalizar todos nuestros sentimientos en cada uno de los temas interpretados por los originarios de Meza, Arizona. El pasado 4 de mayo, Jimmy Eat World lanzó dos nuevas canciones, “Love Never” y “Half Heart”.

El vinilo de 7 pulgadas de edición limitada se puede comprar directamente en el sitio de la banda y en las próximas fechas de la gira. Grabado en su propio estudio Arizona Unit 2, ambos temas fueron co-producidos por Jimmy Eat World y el productor ganador del Grammy, Justin Meldal-Johnsen. “Love Never”, una descarga gloriosamente directa y cargada de adrenalina, dirigida tanto a la cabeza como al corazón, seguida de “Half Heart”, un contrapunto con carga emocional.

Jimmy Eat World, planea dar un repaso por sus 25 años de trayectoria.

Desde su formación en 1994 hasta la fecha, la banda integrada por Jim Adkins (voz y guitarra), Tom Linton (guitarra y voz) Rick Burch (bajo), Zach Lind (batería) ha lanzado un total de 9 LPs: Jimmy Eat World (1994), Static Prevails (1996), Clarity (1999), Bleed American (2001), Futures (2004), Chase This Light (2007), Invented (2010), Damage (2013), Integrity Blues (2016).

Los boletos estarán disponibles en venta en las taquillas del Plaza Condesa, en la red Ticketmaster o al teléfono 53-25-9000.

Una noche bohemia con Father John Misty en El Plaza

Texto: Gisela Terrazas
Fotos: Óscar Villanueva Dorantes (OVD) / Cortesía

“Nos volvemos a ver un año después, Mr. Tillman. Ahora portas un atuendo elegante y blanco y se te nota más desenvuelto en el escenario, y no es que aquella noche en el Teatro Metropólitan estuvieras menos suelto, sino que se te nota más experimentado, ¡y cómo no! con tanta inspiración que plasmaste en God’s Favorite Customer, tu más reciente LP tan aclamado por la industria”… pienso para mis adentros cuando veo a Father John Misty entrar al escenario del Plaza Condesa; junto a él su banda de músicos que en total forman un majestuoso ensamble.

Continue reading Una noche bohemia con Father John Misty en El Plaza

Libertad hecha música es lo que expresa Cut Copy

Reseña: Moncerrat Ramírez
Fotos
: Óscar Villanueva Dorantes (OVD) / Cortesía

¿Cut Copy en martes? La música de los australianos suele ser orgánica, fresca y energética, la medicina perfecta para olvidar que la semana aún comienza. Llegamos a El Plaza ya un poco tarde y nos perdimos la presentación de Mylko. Se apagaron las luces y comenzaron los gritos junto a esa emoción previa de disfrutar la noche que tanto veníamos esperando.

Continue reading Libertad hecha música es lo que expresa Cut Copy

Cut Copy en El Plaza

Los australianos Cuy Copy parece que aman mucho a nuestro país y sus fans obviamente, pues al presentarse en  festivales como Vive Latino, Coronca Capital Gudalajara, Hellow Fest y Trópico, ahora regresan el próximo 21 de agosto a El Plaza Condesa. 

Dicho show forma parte de la promoción de su reciente disco Haiku From Zero, publicado en octubre del 2017. Como parte de este lanzamiento el vocalista Dan Whitford compartió: “Una gran parte de este álbum trata sobre el mosaico de información de imágenes que nos rodean día a día. En ocasiones parece una sobrecarga, pero hay una extraña belleza en ello. La idea de que apretando poesía se forma caos, es de donde vino el título del álbum. La idea de encontrar algo poético en la sobrecarga“. 

El sonido de la banda se caracteriza por tener ese estilo de synth-pop con un toque de suavidad, frescura y texturas finas, las cuales te aseguran un rato de gran baile. 

Los precios tienen un costo de:
Pista: $560 MXN
Palco: $720 MXN
Balcón: $860 MXN

 ¡Comprálos aquí! 

Y por si aún no escuchas Haiku From Zero, aquí te lo compartimos:

#WMPGigs: The Vaccines llevará su Combat Sports a Pepsi Center

Después de su visita a México en la pasada y primera edición de Festival Pulso (GNP), The Vaccines vuelven a incluir a la CDMX en el calendario de su gira por el mundo para difundir el sonido de Combat Sports, su más reciente álbum.

La cita es el próximo 27 de septiembre en Pepsi Center de la Ciudad de México. Esta sería su tercera visita al país en menos de 3 años. Siendo su concierto en El Plaza (2015) el primero en tierra mexa.

Publicado el 30 de marzo, Combat Sports es la cuarta placa discográfica de los londinenses que, aún con nueva alineación, siguen teniendo ese ritmo enloquecedor en guitarras y enérgica batería con letras que hablan de amor, juventud y diversión. La crítica lo proclama como el regreso a sus raíces, gracias a la combinación de power pop con rock genuino.

Los tickets ya están a la venta vía Ticketmaster: https://goo.gl/K9mxzk.

Father John Misty regresa con fuerza a México

La última vez que vimos a Father John Misty fue el año pasado en las coordenadas del Teatro Metropólitan, portando elegancia y un álbum bajo el brazo: Pure Comedy. En esta ocasión el músico y compositor estadounidense comenzará su nueva gira por Latinoamérica en nuestro país. God’s Favorite Customer es su nuevo material, mismo que vendrá a derrochar en El Plaza Condesa para todos sus fans.

La crítica mundial de prensa ha catalogado al nuevo disco del estadounidense como uno de los que más perfilan rumbo al top de mejores discos del 2018.

La cita con Father John Misty en El Plaza Condesa es el próximo 22 de agosto y los tickets ya están a la venta en: Ticketmaster.

La cantante y también compositora folk, Silver Rose será la encargada de abrir la noche de Mr. Tillman.

Disfruten aquí de God’s Favorite Customer previo a su concierto en la Ciudad de México:

#revieW: A dream of Future Islands and me

Texto por: Berenice Espíndola
Fotos: Óscar Villanueva Dorantes (OVD) / Cortesía

La noche comenzaba con los fans ya en filas para ingresar al recinto, las puertas del lugar ya contaban con la fecha y la banda encabezada: Future Islands en El Plaza Condesa, todo se combinaba para crear una presentación deslumbrante.

Al entrar, todo estaba listo para la presentación de Andrés Jaime, con su proyecto: Wet Baes; quien fue encargado de abrir. Canciones con mucho estilo vaporwave inundaban el lugar, en modo full band, dejándonos ver más sobre la estructura melódica, transformando el ambiente e incitando al público a bailar. Fue sorpresa para muchos la presentación de Andrés, pues a su corta edad logra proponer algo fresco. Sin embargo, a su alrededor se encontraban fanáticos de la banda estelar esperando con ansias cada minuto para poder apreciar el gran show del que teníamos expectativa.

 

Las luces empezaron a bajar de intensidad, el momento más esperado de la noche había llegado. Entre la penumbra ingresaban al escenario Gerrit Welmers, William Cashion y Mike Lowry, quien ahora es parte de la alineación de la banda, en la gira de The Far Field. Empezaban a sonar notas aleatorias… aún sin reconocer alguna pista, Samuel Herring hizo su entrada. Los sonidos suaves del bajo comenzaban a resonar una y otra vez, “Back In The Tall Grass” daba comienzo a este gran concierto. Una canción que no contábamos que apareciera como inicio, sin embargo, una entrada infalible para los fanáticos del álbum Singles.

La noche emprendía, Samuel presentó a la banda al terminar la primera canción, entregando desde el primer minuto al frente del público toda la energía posible. Como era de esperarse, el teclado empezó a entonar las primeras notas de “Beauty of the road”, seguido de su primer sencillo del album en gira: “Ran”. De pronto el público enloqueció, se escuchaba corear “Ingest, where it goes, nobody sees but me so perfect and so sweet (…)” Así poco a poco, la experiencia cada vez más íntima empezó a formarse.

Sam no paraba de trasladarse de un lado a otro del escenario; bailando, sintiendo cada palabra de cada una de las canciones que interpretaba. “A Dream Of You And Me”, una de las canciones más esperadas de la noche, puso a saltar, corear y aplaudir a más de una persona. Con “Time On Her Side” no esperábamos menos. Difícil no parar de bailar el incomparable synth-pop de la banda cuando empezó a sonar “Long Flight, no parábamos de bailotear una y otra vez, envueltos en zumbidos nostálgicos pero al mismo tiempo con bastante vivacidad.

El show estaba en su mejor momento, cuando Sam se detuvo un momento a decir que la canción que seguía fue escrita con el objetivo de llegar a la persona que necesitara seguir en el camino, aunque sonaba desesperado por la exigencia de contar con las palabras perfectas en la lírica, sin más que decir comenzó “Balance“. Moviendo las caderas, interactuando con el público, Sam disfrutaba de la presentación señalando a más de una persona. De inmediato todos empezamos a brincar, era el momento culminante. Se podía escuchar a algunos fans cantando con tanto entusiasmo, pues se sabe que esta canción es ya, como un himno en las presentaciones de la banda.

Al terminar cada serie de canciones, los espectadores no dejaban de aplaudir entre largos lapsos de tiempo, con la mirada perdida en algunos momentos, Samuel entró en un estado de emoción inimaginable. Al borde de las lágrimas, no paraba de agradecer que todas las personas en el recinto estuviéramos presentes.

Los éxitos no paraban de sonar, “Before the Bridge” aunque con letra amarga, abrazaba las emociones de cada una de las personas que la coreaban. Escuchamos “A Song Of Our Grandfathers”, con golpes en el pecho, gestos llenos de angustia, ansiedad y conmoción, Samuel seguía otorgando cada vez, un poco más de él en el escenario. Canciones como “Ancient Water” y “North Star” no podían faltar en el setlist.

Seasons (Waiting On You)” comenzó a sonar, el recinto enloqueció, todos cantaban desde el principio hasta el final su más grande hit. La entrega de Sam en el escenario cada vez superaba más las expectativas de la gente, sus exclusivos pasos de baile y el gran manejo vocal alternado de guturales volvieron loco al público, gritos de emoción alternados en toda la canción no dejaban de escucharse.

El aplauso más grande de la noche se presentó. El público ya estaba más que satisfecho, la noche podía terminar si se hubiese querido y habría sido perfecta. Este fue quizá el momento más épico para el auditorio que a hasta ese momento se había vuelto el confidente perfecto de uno de los mejores shows en vivo de la gira. Sam no paraba de llorar; una vez más, hubo un discurso de agradecimiento en el que aseguraba que habíamos hecho su sueño realidad y aunque parecía que la noche no podía ser mejor, el público hizo tal conexión con la banda que una vibra envolvente y placentera se sintió en todos los rincones del lugar.

Tin Man y “Spirit” fueron las canciones encargadas de hacer el primer cierre del que ya era todo un espectáculo. Como ya todos sabíamos, no podían dar por terminada la noche así, por lo que pudimos escuchar aún otras cuatro canciones: “Fall from Grace”, “Inch of Dust”, “Viero’s Eye” y “Little Dreamer”: canción que llevó al límite de intensidad toda la sesión en vivo. Aunque nadie quería que esto acabara, después de esta odisea de emociones, el concierto finalizó, sin embargo, alrededor no podías ver nada más que un montón de personas aún procesando lo que acababan de presenciar, con una enorme sonrisa en el rostro, cada cual viviendo su experiencia personal, más que satisfechos por haber estado en el lugar correcto con la banda correcta; después de esta inigualable noche, sólo esperamos que Future Islands pueda regalarnos más de la experiencia que vivimos en El Plaza Condesa.

El true power de Future Islands

Por Berenice Spíndola

Antes de que las redes sociales los categorizaran como una banda synthpop de Baltimore, Samuel Herring y Gerrit Welmers estudiaban juntos en Carolina del Norte desde hace veinte años. Empezaron a involucrarse en la música desde los cartorce; por un lado Samuel era seguidor del hip-hop, mientras que Gerrit tenía más intereses en el movimiento punk y el metal. A pesar de sus distintas influencias musicales coinciden en formar una agrupación musical después de estudiar la Universidad. Los principios de la banda surgen informalmente después de que invitaran a Sam a tocar en una tienda de viniles local. A partir de este suceso y de presentarse en varias ocasiones sin alguna expectativa, lograron crear una reputación que los haría llegar a diferentes venues underground de Carolina del Norte.

Estas pequeñas presentaciones fueron el empujón para empezar a pensar en un proyecto más formal, aunque aún no sabían cómo presentar oficialmente a la banda, continuaron con éste, que aunque se vería lejano hace unos años se volvía cada vez más real. Después de combinar las dos propuestas que tenían para nombre de banda, se presentan por primera vez el proyecto con el nombre de Future Islands. En 2006 se formó la primera alineación con Herring como vocal, Welmers en los teclados, Cashion en la batería y Erick Murillo en el bajo. Future Islands grabó el EP Little Advances en marzo del mismo año, el cuál lanzaron al siguiente mes.

En 2008 lanzaron su album debut: Wave Like Home grabado limitadamente en Backdoor Skateshop en Greenville. Las giras empezaron en vans que improvisaban para realizar presentaciones al rededor de Carolina del Norte e incluso más lejos de lo que habían pensado al principio. Estas giras son importantes pues son una banda que ha encontrado su ritmo en la carretera.

“Tuvimos cinco años de giras y lanzamos nuestro primer, segundo y tercer álbum durante este tiempo. Cinco años, más de 600 espectáculos, tres álbumes, muchas cosas sucediendo, mucho crecimiento como banda y en nuestra audiencia. Escribimos muy rápido, una canción por día o por la tarde. Siete canciones en siete días fueron más o menos lo que nos propusimos lograr.” dice Herring.

Sin embargo, la presentación que cambiaría todo sería la entretenida actuación en vivo en el programa Late Show de David Letterman. Donde presentarían Singles que resultó ser un disco sólido e impecable, con canciones como “Seasons (Waiting On You)”, con la que se presentaron en el show y más tarde estaría en listas de las mejores canciones del 2014, esto claramente marcó un nuevo capítulo en sus vidas y carreras.

Después de Singles y de que la alineación de la banda cambiara, Samuel, William y Gerrit se mantuvieron escribiendo un nuevo un álbum que debía acercarlos a la originalidad de sus 3 anteriores LP’s y la esencia de Future Islands.

“Habíamos hablado de eso y de cómo habían cambiado las cosas”, dice Cashion. “Pero mucho de este álbum es nuestra manera de procesar lo que ha sucedido en los tres años desde que salió Singles”.

En 2017 obtenemos The Far Field, album que demuestra el gran paso adelante de la banda, cómoda en su esencia principal pero dispuesta a enfrentar los próximos desafíos.

“Fue en enero, rentamos una casa de playa en Outer Banks, no había nadie allí y la mayoría de las tiendas y restaurantes están cerrados. Nos instalamos en una casa y escribimos siete u ocho instrumentales durante una semana. Escribimos Ancient Water el primer día y terminé la letra al día siguiente.” Dice Cashion.

El album se grabó de la manera más limpia que pudieron con la ayuda de John Congleton, aunque extrañando la crudeza de las primeras grabaciones, puesto que estaban acostumbrados a trabajar con el material que lograban tener en aquellos años, The Far Field no perdió en absoluto el rumbo que tenían como objetivo.

“Siempre escribimos desde un sentimiento. Esta vez, estábamos sentados en el tercer piso de la casa de playa. Con vientos que aúllan afuera, clima frío, la casa se balanceaba, mirábamos el mar y escribíamos palabras: el océano, el agua y la naturaleza siempre han sido una gran parte de nuestra música. Todo el disco habla de dirigirse hacia un nuevo horizonte mientras tratas de escapar del pasado”, dice Sam.

Los albumes de Future Islands siempre se han catalogado como nostálgicos y tal vez tengan una gran influencia de desamor, este no podía quedarse atrás. Encontramos canciones como “Shadows”, que Sam interpreta con Debbie Harry, canción que formaría parte de Singles pero que encontró el rumbo correcto al pensar en la posibilidad de cantarla con esta increíble artista. Y por supuesto, Samuel escribió canciones como “Ran”, “Time On Her Side”, “North Star”, “Beauty of the Road” o “Ancient Water”, que tienen como tema principal el amor con un nuevo concepto, la concepción romántica, hablando del sentimiento a lo largo del tiempo, como podría ser el amor en la era de redes sociales y qué tan verdaderas y libres pueden llegar a ser nuestras emociones y sentimientos por alguien hoy en día. Así como el amor hacia alguien que es importante para ti y te ha hecho crecer como persona a lo largo de la vida. El sentimiento repetitivo de empatía sobre distintas situaciones nostálgicas hace que las letras auténticas de la banda no sean una más y aún así, logren un lugar principal en esta nueva etapa de la banda.

Como conclusión obtenemos un álbum con un trabajo de gran intensidad sentimental. Después de la presentación de Future Islands en 2015 en el Nrmal que dejó a bastantes fans satisfechos, esperamos que su regreso este 3 de mayo en El Plaza Condesa sea una fecha épica y nos regalen una vez más una presentación auténtica.

The Neighbourhood, no teníamos idea de los fans mexicanos

Texto: @remxrkxble
Fotos: @YamilethMoncerrat

Eran las 3:50 p.m. Me bajé del Uber para entrar por la puerta trasera del Plaza Condesa. Las manos me temblaban aunque por la chamba acostumbro tratar con personalidades famosas, no obstante esta vez era diferente. Se trataba de la banda que me acompañó por una de las etapas más difíciles de mi vida, su música me hizo capaz de sentir el dolor y pasión y con el tiempo me ayudó a liberarme. Gracias, The Neighbourhood

Llegamos a la recepción y nos encontramos a Julián (su fotógrafo), un mexicano que ha trabajado con ellos desde hace un par de años, platicamos con él. Nos llamaron para entrar a la sala de catering, subimos las escaleras y vi unas piernas vestidas con unos calcetines rojos que llamaron mi atención, se trataba de Mikey, quien estaba sentado a lado de Jeremy y Jesse.

De momento nos llamaron para entrar a una sala pequeña en la que estaban Zach y Brandon, me acerqué a ellos y extendí mi mano, “I‘m Diana, nice to meet you“ le dije a Brandon y él se acercó, besó mi mejilla y se presentó, después me giré hacia Zach quien me dio un pequeño abrazo, “Let‘s get started“ les dije, y nos sentamos.

Dian: ¿Qué los inspiró para hacer su nuevo EP “To Imagine”?
Zach: Honestamente, estábamos en el estudio escuchando música electrónica muy heavy y solo salió.

D: ¿Cuál es su canción favorita del EP?
B: Amigo, ¿cuál es mi canción favorita? [risas] ¡Compass! Hay una canción llamada “Compass” y es un rolón muy bueno.
Z: No lo sé, me gusta “Dust” y hay otra que se llama “Stuck with me”, hay buen contenido.
B: Sí, todo el EP es bueno, sólo cinco canciones, no es mucho.

D: No puedo esperar para escucharlo, y bueno, me gustaría saber ¿con quién les gustaría colaborar la próxima vez?
Brandon: [piensa]
D: Si pudieran elegir a quien sea, ¿quién sería?
Z: Demonios, no lo sé…
B: [interrumpe] Paul Stanley, Gene Simmons [risas]. No, pero ya enserio, somos fans de muchos artistas, como raperos, Kendrick Lamar, Vince Staples… Travis Scott es muy cool y hay bandas como Tame Impala… ¡Kevin Parker es el hombre! Hay muchos artistas muy buenos por ahí con los que nos gustaría trabajar.
D: Creo que Kevin Parker es muy bueno y juntos serían un gran combo.
Z: ¡Sí! Totalmente.
B: Es un productor asombroso.

D: ¿Por qué se tomaron un descanso?, ¿estaban tratando de innovar su música, crear nuevos sonidos?
Z: Sí, estábamos…
B: [interrumpe] ¡Nos odiábamos demasiado! [risas]
D: ¿Ah sí? [risas]
B: Nah, bromeo.
Z: Hemos estado haciendo música en el último año.
B: Necesitábamos tomarnos un tiempo para hacer lo nuestro.

D: Va una pregunta random, ¿Por qué empezaron a postear fotos a color en vez de blanco y negro?
Z: [piensa] ¿por qué hicimos eso? [risas]
B: No, o sea, estábamos mezclando con un montón de cosas para la siguiente campaña. Sólo estamos añadiendo cosas aquí y allá para hacerlo diferente a lo que normalmente hacemos.
Z: Digamos que hicimos una mezcla.

D: En fin, ¿por qué se tardaron tanto en venir a México?
Z: Lo sé, lo que pasa es que nosotros tenemos gente que se encarga de agendar nuestras presentaciones, sólo nos dicen como “Oye, ve a tal lugar” y México salió.
B: No me había dado cuenta de que teníamos una fanbase aquí.
Z: No así de grande.

D: Es gracioso porque tienen muchos fans aquí, México tiene el segundo lugar con más oyentes en Spotify.
B: Oh sí, México y São Paulo.
D: Sí, São Paulo tiene el primer lugar, ellos siempre  los están invitando, les responden “VENGAN A BRASIL” en cada tweet [risas].
B: ¡Lo sé, lo sé! [risas] es muy divertido.

D: Pero, ¿qué opinan de sus fans mexicanos? ¡El show de ayer estuvo loco!
Z: ¡¿Verdad?!
B: Fue asombroso.
D: Yo estaba ahí, casi me matan.
B: ¡No es cierto! [risas]. Es loco, un lugar adorable, les gusta la música y lo demuestran, es muy cool.
D: Muy apasionante.
Z: ¡Totalmente!
D: Bueno chicos, me alegra que la hayan pasado muy bien, sé que el show de hoy también estará increíble, marquen mis palabras.
Z: ¡Eso espero, gracias!
D: Muchas gracias por venir y por su tiempo, regresen pronto.
B: Absolutamente, ¡lo haremos!

Versión en inglés 

Dian: What inspired you to make the EP “To Imagine“?
Zach: Honestly, at that time we were just listening to super heavy electronic music, we were on the studio and it just came out.

D: What’s your favourite song from “To Imagine”?
Brandon: Dude, what is my favourite song? [laughs] Compass! There’s a song called “Compass” and it’s a jam!
Z: I don’t know, I like “Dust” and there’s another one called “Stuck with me”, there’s good stuff.
B: Yes, the whole EP is cool, just five songs, it’s not too much.

D: I can’t wait to listen it, and I wanna know, next time who would you like to collaborate with?
B: [mmmm]
D: If you could choose whoever you want, who would it be?
Z: Damn, I don’t know
B: [interrupts] Paul Stanley, Gene Simmons [laughs] not really, but we are fans of so many artists, such as rappers, Kendrick Lamar, Vince Staples, Travis Scott is really cool, we also like bands like Tame Impala, Kevin Parker is the man, there are so many good artists out there
D: I think Kevin Parker is really great and it would be an awesome combo.
Z: Yes! Totally.
B: He’s an amazing producer.

D: Why did you take such a long break? Were you guys trying to make new sounds?
Z: Yes, we were…
B: [interrupts] We hated each other so much! [laughs]
D: Oh really? [laughs]
B: Nah, just kidding.
Z: We’ve been making music for the last year.
B: We had to take our time to do bunch of stuff.

D: Here’s a random question, why did you started posting stuff in color instead of b&w?
Z: [thinks] Why did we do that? [laughs]
B: No, like yeah, uh we’re just mixing it up with a bunch of like different stuff for the next campaign and stuff like going forward, we’re just adding new things here and there just to spice up what we normally do.
Z: We kinda mixed it.

D: Why did you take so long to come to Mexico?
Z: Yeah, I know, but we, you know, we have people who book shows for us, and they say  “hey, go there” and then Mexico came out.
B: I didn’t realize we had a huge fanbase.
Z: Yeah, not this amount.
D: That’s funny ‘cause you have a lot of fans right here, Mexico has the second place of listeners on Spotify.
B: Oh sure, Mexico city and Sao Paulo.
D: Yeah, Sao Paulo is the first one and they are always inviting you there, like “COME TO BRAZIL!” on every tweet response [laughs]
B: I know, I know! [laughs] it’s so funny, love that.

D: But well, what do you think about mexican fans? I mean, yesterday the show was sick!
Z: I know right!
B: It was amazing!
D: I was there, they almost killed me!
B: No way! [laughs] it’s crazy, a lovely place, seems like they really like the music [sigh]. They like the music and you can see it, it’s really cool.
D: So passionate.
Z: Totally!

D: Well guys, I’m glad you had a great time and today’s show it’g gonna be incredible, mark my words.
Z: I hope so, thank you!
D: Thank you so much for coming and for your time, come back soon
B: Absolutely, we will!

#WMPGigs: Tiger Army, un set de ruidosos instrumentos

Fotos: Óscar Villanueva
Texto: Felipe Corrales

La entrada a El Plaza era fluida, el color negro predominaba entre la vestimenta de los asistentes. Tiger Army regresaba al recinto para ofrecer dos show en su breve estadía en la ciudad. Poco a poco, el público se fue adentrando al venue,  ya que todos querían obtener la mejor vista posible.

Entre destellos de luces, el venue lucía especial; adornado desde una manta con el logo de la banda, así como un público “disfrazado” y festejando la celebración de día de muertos.

Todo estaba listo, Frank Turner subió al escenario para acompañar a los estadounidenses. Repasando canciones de su discografía, el músicos tomó su guitarra dejando fluir toda su esencia a través de la intimidad. A lo largo del set, el músico logró captar la atención de la gente que no ubicaba a su música por su actitud y buena vibra.

Óscar Villanueva (OVD) / Cortesía

Un breve pero sólido show de los mexicanos Casanova Club seguidos por Turner fueron la introducción hacia el plato fuerte de la noche. Inmediatamente al bajar del escenario, los gritos y la vibra cambió, pues la llegada del psychobilly de los angelinos regresaba para ofrecer un set de día de muertos.

Alrededor del foro, las voces del lugar comentaban sobre los próximos conciertos de la ciudad, así como del show ofrecido por la banda un año atrás. Las expectativas eran altas, las ganas de ver a los estadounidenses sobresalía, pues en su visita anterior, el concierto logró grandes expresiones musicales.

Óscar Villanueva (OVD) / Cortesía

Puntuales y con mucha tranquilidad, saltaron al escenario. Rápidamente la conexión entre la audiencia y la banda se hizo presente, todo era felicidad. Temas como “Ghostfire”, “Afterworld”, “Pain”, y “Moonlite Dreams” causaban una actitud punk, un slam de emociones que destacaban de una fina guitarra acompañada de un brutal contrabajo.

Óscar Villanueva (OVD) / Cortesía

Conforme avanzaba la noche, la conexión del show, se sentía de manera genuina, entre una mezcla de nuevas y viejas canciones los elogios, la contundencia y toda la estética fúnebre del día resaltaron la música.

El concierto, nos mostró lo importante que es tener una constante renovación musical. Pues a pesar de los cambios de sonidos que ha tenido la agrupación a través de los años, la esencia, naturalidad y comodidad fueron factores decisivos dentro del show, cada integrante hacía del espacio del lugar, una catedral para mostrar su música. En resumen el show volvió a ser contundente.

Óscar Villanueva (OVD) / Cortesía

 

Con agradecimientos, una presentación al estilo punk; rápida y con ráfagas de emociones, el trío de psychobilly agradecen la estadía esperando lograr que las emociones de repitiera en su segunda fecha.

Para culminar el set, la voz en español de “Hechizo de Amor” junto a una melódica y pasiva interpretación de “Under Saturn’s Shadow” dieron el cierre final. Tiger Army lo hizo de nuevo; un show sólido lleno de grandes recuerdos, sonidos influyentes y una gran celebración de muertos.

#WMPgigs: nos lanzamos a los dos conciertos que MONO y Deafheaven dieron en México

Texto: Kevin Fripp
Fotos: Arnim Aponte (GDL), Daniel Patlán (CDMX)

Como les comentaba hace unos meses, previo al show de Sigur Rós (que estuvo brutal) y el Forever Alone Fest (el cual no tuve la suerte de disfrutar), la comunidad de post-rock y math-rock en México ha tomado suficiente fuerza como para que las grandes productoras (Ocesa) volteen a ver por qué la gente está hablando de estas bandas.

Fue así como este fin de semana logramos tener un combo de ensueño tanto en Guadalajara como en la CDMX, nada más y nada menos que MONO (uno de los más grandes referentes del post-rock de Japón) junto a Deafheaven (pilar y bandera del post-metal en recientes años) se presentaron en ambas ciudades el pasado viernes y sábado. Dos bandas relativamente distintas que en esencia cargan con la misma bandera: géneros raros y clavados para un selecto porcentaje de la población.

El primer show se dio en la ciudad de las tortas ahogadas, dato curioso que mientras estaban en una rueda de prensa por aquellos lares, Shiv Mehra (guitarrista de Deafheaven) dijo que las “araras” le encantaron, acto seguido alguien gritó “¡Tortas ahogadas!” lo cual causó una carcajada colectiva. Ya entrados en varios placeres que ofrece esta ciudad, nos informaron que Deafheaven cerraría en ambos shows, algo que para algunos causó descontento pero que al final, ya cuando veías el formato del concierto —ambas bandas tenían el mismo tiempo de set—, hacía mucho sentido; ir de menor a mayor.

Arnim Aponte
Arnim Aponte
Arnim Aponte
Arnim Aponte
Arnim Aponte

Después de varios intentos fallidos de ver a los japoneses en sus visitas previas al país, estaba listo para al fin dejarme llevar en el mar de emociones que logran transmitir con su música. Abrieron con “Ashes In The Snow”, lo cual nos dejó sin aliento y a varios nos sacó una pequeña lagrimita. Ver a ese cuarteto dejarlo todo en el escenario es de las cosas más sublimes que me ha tocado presenciar, no sólo por la calidad de su ejecución, sino por la entrega hacia sus instrumentos, que son como dioses que cargan consigo para adorarlos durante todo su set.

Es difícil no quedarse con ganas de más cuando ves a una banda con tanta trayectoria y con tantos álbumes, cuando sabes que sus rolas son bastante largas. Su set estuvo compuesto por seis increíbles tracks cargados de muchas emociones encontradas. No faltaron los que comenzaban a platicar a media rola, pero tampoco faltaba el que con un “shhh” los callaba. Ver que el público comienza a entender de qué se tratan estos conciertos —ser atentos, sentir y dejarse llevar, en momentos cerrar los ojos o dejar que las lágrimas fluyan— es una grata satisfacción.

Arnim Aponte

Taka y compañía dejan el escenario muy agradecidos, el público grita “¡otra!” desesperada, pero sin éxito. Nos dimos cuenta que hubo quienes sólo iban a ver a MONO, ya que un pequeña parte del público dejó el recinto en cuanto ellos dejaron de tocar, pero eso para nada hizo un cambio significativo para recibir a Deafheaven. Clarke y compañía se apoderaron del escenario en el primer instante. George llega dando saltos, mirando fijamente al público, haciendo ademanes como diciendo “denme su energía”, la gente grita eufórica.

“Brought to the Water” da inicio a una oleada de “headbangings” con la greña de Clarke a la cabeza, lo que me hacía preguntarme si no se habrá desnucado de darle tantas vueltas a su güera cabellera. Todos quedamos perplejos, la energía que transmiten sobre todo el bajero, el baterista y George es parte fundamental de lo que ha hecho a esta banda llegar a donde está. Le siguieron con “Baby Blue” (no os confundais con el mequetrefe de Bunbury), uno de sus tracks nuevos —de su producción del año pasado, New Bermuda—, de hecho en entrevista Clarke mencionó que es la que actualmente más disfruta cantar. Seguimos en la línea de ¿por qué tienen rolas tan largas y no tocan más de horas? Su set incluyó incluso un cover a Mogwai (“Cody”) que les sale bastante bien. Éste junto a “Language Games” fue punto de quiebre para muchos, donde los gritos no dejaban de cesar y los primeros indicios de un mosh pit se podían apreciar.

Daniel Patlán
Daniel Patlán
Daniel Patlán

Clarke lo tiene todo: elegancia, presencia, energía, locura, estridencia y un toque de maldad, incitaba a todos a corear sus canciones, agradecía por acompañarlos esa noche, sobre todo a MONO, quienes veían desde un costado su presentación. Subía y bajaba del escenario a placer, a momentos nos recuerda al buen Cedric de The Mars Volta, la gente enloquece por tocar su mano o su greña, llega el momento de “Dream House” y el slam está presente justo frente al escenario, las condiciones del venue no eran las óptimas para que la ventilación soportara esa cantidad de gente, por lo que el fervor y sobre todo el sudor se hicieron presentes tanto en el público como en el stage. Se despiden, la gente no para de gritar “¡otra!” pero esta vez con más suerte, regresan, toman sus instrumentos,  George agradece la entrega del público y dice “Please join us if you know the lyrics”, para dar inicio a un brutal cierre con “Sunbather”. Se la pensó un poco, pero al final decidió lanzarse y hacer un brutal crowd surfing, cerrando el show con un climax digno de Deafheaven.

Daniel Patlán
Daniel Patlán

Recapitulando, ya que ambos shows fueron en set-list casi los mismos, voy a tratar de hacer énfasis en las diferencias de cada show. Por un lado el Foro Independencia con un aforo máximo de 600 personas estaba casi a su tope, por su parte el Plaza que aloja a poco más de mil, se veía a la mitad de su capacidad. La entrega del público en ambos shows fue muy similar, sin embargo se sentía mucho más íntimo en Guadalajara, donde la barrera entre público-banda era mínima. En resumen ambos shows marcan un parteaguas de ambas escenas en ambas ciudades, donde podemos apreciar a un público con sed de descubrir y conocer qué es lo que el género tiene que ofrecer en nuestro país.

Sólo espero que la racha de conciertos de este tipo siga creciendo y más bandas que no hemos tenido la oportunidad de ver, al fin tengan una oportunidad de tocar en nuestro país.

#WMPGigs: Kurt Vile para empezar bien el año

Hoy en día la situación económica y social que tenemos con los actuales presidentes de México y Estados Unidos dejan mucho que desear. Sin embargo, la música seguirá siendo ese dulce anzuelo que conecte a ambos países a través de muchos artistas talentosos y genuinos como Kurt Vile, un compositor de Pensilvania empedernido y con facha despreocupada, pero con la conciencia bien abierta para visitar a sus fans mexas que se dieron cita en las coordenadas del Plaza Condesa la primera noche (bastante fría) de sábado de febrero de 2K17 y así, con el pretexto de su último álbum en solitario b’lieve i’m going down, al fin y después de varios años de espera, pudiera propinarnos una dosis de folk y distorsión, sin rodeos y sin banda abridora en un show cómodo e íntimo.

Quizá el aforo del venue no estaba a tope, pero los gustosos del folk saben qué es lo que realmente cuenta en este género: la intimidad o esa oportunidad de estar lo más cerca de la resonancia de una guitarra y elementos de acompañamiento. El unísono de una guitarra, un banjo y una voz, no más.

El estilo de Kurt Vile tiene la capacidad de apaciguarte, ponerte en buena ondita y por un momento, liberarte de la tensión. Los tracks que soltó en su show fueron coreados y aplaudidos, desde que todo empezó con “Dust Bunnies” de b’lieve i’m going down, cada siguiente paso era casi una predicción ¡hasta que soltó “Freak Train” del álbum Childish Prodigy de 2009! de su etapa inicial como solista. También nos sacó una sonrisa enorme con “Girl Called Alex” de Wakin On A Pretty Daze y fue muy agradable escuchar “Downbound Train”, cover a Bruce Springsteen.

Entender a Kurt Vile es bien sencillo, ama lo que hace, se despreocupa por los grandes reflectores y ofrece un show amigable, en el que puede beber una cerveza, saludar a los fans y decirles que son lo más hot que ha visto antes. El género folk es para algunos muy ambiguo, sobretodo con todas las nuevas tendencias o mezclas que están de moda y que se reciclan. Pero el folk es folk, es el poder de una guitarra y buenas líricas que no son fáciles de concebir. Con todo y que los tiempos que se viven son de insensatez e incertidumbre, empezar el año escuchando a Kurt Vile en directo fue lo más acertado que pudimos haber hecho este fin de semana.

Jake Bugg: Blue Monday en pleno octubre

Texto: @BerenizeconZeta

Fotos: @gissunshine

¿Existe algo más melancólico que una tarde de domingo? Sí, un concierto de Jake Bugg en lunes. Desmayos, lágrimas y canciones tristes envolvieron el aura de este inicio de semana.

Jake Edwin Kennedy Bugg a.k.a Jake Bugg visitó por cuarta ocasión tierra mexa para presentar On my One, su tercera producción discográfica.

En 2012 Jake lanzó su homónimo de 14 canciones cargadas de folk y nostalgia, carta de presentación con la que su fama ascendió como la espuma en un tarro de cerveza. Por lo que no fue novedad que en 2013 su participación en el Corona Capital fuera presenciada por más de 40 mil personas; que ese mismo año ofreciera un show en el José Cuervo Salón y que un año más tarde regresara a dicho recinto. La gente aclamaba un Plaza Condesa y el cantante británico se los concedió.

Mientras Charlie Rodd, cantante regiomontano de folk, cumplía su sueño de ser telonero de Jake Bugg, el foro se dividía entre la gente que se aferraba a la valla y aquélla que solo buscaba un buen lugar para disfrutar del concierto.

Lamentablemente la mayoría de las veces las bandas teloneras no son aceptas por el público. Charlie fue una grata excepción, la gente lo ovacionaba y coreaba sus canciones.

Durante el soundcheck, el bochornoso calor y la emoción provocaron que algunas adolescentes se desmayaran… por lo que los paramédicos tuvieron que intervenir. Gracias al “Dios del rock” la situación no pasó a mayores, y es que a pesar de ser Sold Out, no hubo empujones, la gente respetaba el espacio vital.

Las luces se apagaron, Jake Bugg apareció en escena en medio de los apabullantes y enérgicos gritos de sus jóvenes seguidores que contrastaban con los lúgubres acordes de “On my one”, composición que da nombre al disco y con la cual es fácil de identificarse pues todos nos hemos sentido perdidos y cuestionamos a dónde pertenecemos realmente.

jake-bugg1_gisela-terrazas

La enternecedora voz del cantante británico sobresalía formidable-mente de entre los incesantes gritos de los apasionados fans, a diferencia de sus presentaciones anteriores en el extinto José Cuervo, en donde la acústica dejaba mucho que desear y Jake apenas era audible.

Él, su guitarra y un set acústico de 7 canciones nos sumergieron en un dulce tormento del que nos rescató a tiempo el rasgueo de su Fender Stratocaster en “Two Fingers”, donde su banda ya le hacía segunda.

dsc_0790

Muy pocos se dejaron llevar al ritmo del folk pues la mayoría “veía” el concierto a través de las pantallas de sus celulares. Registrando su visita en fotos y/o videos para Instagram y Snapchat…

El cantautor inglés realizó un recorrido por sus producciones anteriores Jake Bugg y Shangri La con temas como “Seen it all”, “Trouble Town”, “Messed up kids” y “Simple pleasures” que enloquecían a los presentes. Y desplegó su nuevo repertorio: temas que exploran estilos ligados al R&B con tintes hiphoperos en las percusiones, que no se alejarse demasiado de sus raíces folk

“It’s really an honour to be here. Thank very much to make this evening so special. Smile. I smile, I always smile. You make me smile, thank you”, dijo Jake y era cierto en sus labios no paraba de dibujarse una curvilínea que reflejaba su emoción y agradecimiento.  

jake-bugg5_gisela-terrazas

La gente aclamaba “Broken”. Se podían ver lágrimas recorrer las mejillas de algunos; todos cantaban, más bien gritaban, como si de ello dependiese su vida con la voz de Jake intentaba sanar heridas. Fue el momento más íntimo de la noche.

Bugg finalizó con “Lightning Bolt”. Dejó su guitarra, se despidió y salió del escenario. Las luces revelaban la inconformidad de sus fans, quienes se debatían entre la emoción de haberlo visto y el desencanto de su “inconcluso desenlace”, y es que Jake Bugg siempre deja con ganas de más. Pero sin duda fue un lunes más melancólico que el tercer inicio de semana de cualquier enero.

¡Nadie llena ni prende El Plaza como Little Jesus!

Fotos por: @gissunshine

Desde su reapertura como sala de conciertos, El Plaza ha visto desfilar a un número increíble de bandas de todas latitudes, sin importar el género o la nacionalidad. Pero en verdad que pocos, muy muy pocos me atrevo a decir, logran soldoutear el lugar y generar una vibra tan mágica como lo hizo la banda independiente más icónica de nuestro país en recientes fechas, Little Jesus.

Hemos visto crecer a Little Jesus desde el día 1 y nos llena de orgullo ver cómo estos defeños en apenas unos tres/cuatro años, se han consolidado como una de las mejores propuestas que México tiene que ofrecer, no sólo para el país, sino para el mundo. El pasado viernes “La Magia” fue cosa de otro mundo, un Plaza a reventar, un escenario lleno de luces, mobiliaria, aliens, invitados de lujo, confeti, hubo de todo y Little Jesus demostró que sabe cómo dar una buena fiesta, con un show que dio más de lo que ellos quizá podían ofrecer, y de igual manera el público recibió más de lo que podrían esperar.

En este brutal show sucedieron tantas cosas, que hubo algunas  en particular que nos llamaron bastante la atención, por eso decidimos hacer un recuento de éstas aquí, pues quizá son cosas que poniendo un poquito más de atención, se hubiesen dado cuenta, o tal vez sí las vieron, ustedes dirán.

No sabemos qué pasó con su club de fans, “Los Cretinos”, pero hizo falta una mantita de ellos entre el público, ¿o no?

litjeplaza
Foto: Óscar Villanueva, cortesía de El Plaza.

Los personajes que estaban atrás del escenario eran ni más ni menos que Santiago Mijares de Big Big Love en las guitarras y sintetizadores, y Gilberto Hernández de Fuerzas Básicas (la productora de la mayoría de los videos de la banda) también estuvo presente dándole a la guitarra.

Al tener un sold out un día antes del show, la banda se puede dar ciertos lujos, como tener su propio mesero en el escenario para refrescar la garganta, en un show que duró poco más de hora y media.

La banda se cambió tres veces de vestimenta: aparecieron con sus ropas de su video “Mala Onda”, después con el conjunto blanco de “Mal” y finalizaron con las playeras de colores de la portada de su álbum Río Salvaje.

LittleJesus-RioSalvaje

El cover de Vaya Futuro a “Sur” sonó cabrón, además de que la fusionaron con “Congelar”, el último sencillo que lanzaron en conjunto con Converse Rubber Tracks. De hecho, nos los topamos en La Roma Records unas horas antes del show y estaban ahí como si nada fuera a suceder.

Rosca de Rey Pila estuvo casi el 90% del show arriba del escenario.

LJ_El Plaza6
Foto: @gissunshine

Pat Mijares, también de Big Big Love, se subió a tocar la batería en “Truco”, él originalmente toca el bajo en su banda.

El actor que sale en el video de “Norte”, se subió a bailar al escenario durante la interpretación de la canción, estuvo chido ver esos alocados pasos en vivo.

También hubo participación del alien y su pareja de baile en el video de “La Magia”, durante la canción.

Cuando tocaron “Azul”, literal el piso de El Plaza se movía.

Lalo, mánager de Little Jesus y una de las personas clave de esta banda, se estuvo paseando entre el público para captar la mejor foto desde esa vista.

El stage mánager del famoso venue El Imperial, El Dragón, conocido por su fama de carácter duro con las bandas que tocan en este concurrido lugar, estuvo de stage mánager en el escenario. Lo que nos deja en claro, que por más malencarado que se le encuentre, sabe hacer muuuy bien su chamba. Aparte, él y otro stage mánager que andaba por ahí, vestían una de nuestras playeras favoritas de la banda, que es una versión death metal de Little Jesus.

ljdeath2

No es por nada pero fue uno de los mejores shows en este recinto en lo que va del año, por lo que dudamos bastante que alguien lo supere pronto. ¡Larga vida a Little Jesus!

via GIPHY

Bomba Estéreo anuncia gira. ¡Aquí lugares y fechas!

 
La fiesta de la banda colombiana Bomba Estéreo no para, y ahora la llevarán por Estados Unidos y América Latina, como difusión de su disco Amanecer (2015). 

Con este gran álbum, la agrupación hizo una gira por Europa, participando en festivales como Wireless en Londres, Melt en Alemania y Roskilde en Dinamarca. Al igual, Amanecer esta nominado al GRAMMY y ahora tiene el ‘Disco de Oro’ en Colombia. Forma parte de los ‘Mejores Discos del 2015’ por Rolling Stone, Billboard, NPR y iTunes. 

Al darle play a Amanecer, automáticamente te transportas a una celebración llena de música y energía. Entre sus extractos también encontramos canciones de amor como: “Somos Dos”,  “To My Love” y “Sólo tú”.

Bomba Estéreo seguirá poniendo la fiesta por muchos lugares más,  además de acompañar a Bloc Party en El Plaza el próximo 21 de octubre. Checa todas las fechas aquí:

Prepárense para echar la casa por la ventana con Bomba Estéreo. Acá uno de sus más recientes videos, se trata de una colaboración con Will Smith.

Entérate de más sobre ellos en sus redes:

Facebook / Twtter